No, del chileno Pablo Larraín, gana el 34º Festival del Nuevo Cine Latinoamericano de La Habana

1No, del chileno Pablo Larraín, se ha impuesto en la sección de largometrajes del 34º Festival del Nuevo Cine Latinoamericano de La Habana, que se ha celebrado del 4 al 14 de diciembre en la capital cubana. En la sección de óperas primas ha ganado La sirga, del colombiano William Vega, y en documentales, el cubano El evangelio según Ramiro, de Juan Carlos Calahorra. La representación española ha obtenido algunos premios con coproducciones como Elefante blanco, Aquí y allá o Sibila.

Este año compitieron en el Festival del Nuevo Cine Latinoamericano de La Habana 112 trabajos, repartidos en distintas categorías. En el apartado de largometrajes de ficción, el palmarés quedó muy repartido. El primer premio Coral del jurado fue para la coproducción entre Chile, Estados Unidos y México No, de Pablo Larraín, un drama sobre la campaña para el referéndum que en 1988 terminó con la dictadura de Augusto Pinochet. El segundo premio Coral lo logró la coproducción entre Chile, Argentina y Brasil Violeta se fue a los cielos, de Andrés Wood, un biopic sobre la cantautora Violeta Parra que obtuvo, asimismo, el Coral a la mejor dirección artística (Rodrigo Bazaes). El tercer premio Coral recayó en la cinta brasileña Febre do rato, de Cláudio Assis. El premio especial del jurado lo recibió el filme argentino Días de pesca, de Carlos Sorín; y la coproducción entre Brasil y Francia Era uma vez eu, Verônica, de Marcelo Gomes, obtuvo una mención. El Coral a la mejor dirección fue para Michel Franco, por la cinta mexicana Después de Lucía; y el de mejor guión, para Eduardo del Llano y Daniel Díaz Torres, por la obra cubana La película de Ana, que, logró, asimismo, el premio a la mejor actriz, para Laura de la Uz. La coproducción entre México, Francia, Alemania y Holanda Post Tenebras Lux se alzó con los Corales a la mejor fotografía (Alexis Zabé) y banda sonora (Gilles Laurent); y la coproducción entre Uruguay y México La demora, con el de mejor música original (Jacobo Lieberman y Leonardo Heiblum). El premio al mejor actor lo recibió Andrés Crespo, por su papel en la coproducción entre Ecuador y Colombia Pescador. En cuanto a los títulos con participación española que competían en este apartado del certamen, Pablo Trapero y Nacho Ruiz Capillas consiguieron el de mejor montaje, por la coproducción argentino-franco-española Elefante blanco, dirigida por Trapero; y la coproducción entre España, Estados Unidos y México Aquí y allá, dirigida por el español Antonio Méndez Esparza, logró el premio a la mejor obra sobre Latinoamérica de un realizador no latinoamericano. En lo que respecta a la categoría de cortos de ficción, fue elegido como mejor trabajo el cubano Los anfitriones, de Miguel Angel Moulet, y hubo una mención para el peruano Detrás del espejo, de Julio O. Ramos.

En la sección oficial de óperas primas, el primer premio Coral fue para el filme coproducido entre Colombia, Francia y México La sirga, de William Vega; el segundo, y el de mejor contribución artística, para el argentino Los salvajes, de Alejandro Fadel; y el tercero, para el chileno Carne de perro, de Fernando Guzzoni. Además, hubo una mención para el filme peruano El limpiador, de Adrián Saba. En el concurso de animaciones, el primer premio Coral se lo llevó la argentina Anima Buenos Aires, de María Verónica Ramírez; el segundo, la también argentina Luminaris, de Juan Pablo Zaramella; y el tercero, la colombo-francesa Gordo, calvo y bajito, de Carlos Osuna. El premio especial del jurado fue para la coproducción entre Uruguay, Argentina y Chile Selkirk, el verdadero Robinson Crusoe, de Walter Tournier; y la mención, para la cubana La luna en el jardín, de Adanoe Lima y Yemelí Cruz. En la competición de documentales, el primer premio Coral fue para el cubano El evangelio según Ramiro, de Juan Carlos Calahorra; el segundo, para el ecuatoriano Con mi corazón en Yambo, de Fernanda Restrepo; y el tercero, para el chileno Cuentos sobre el futuro, de Patricia Bustos. El premio especial fue para el también cubano De agua dulce, de Damián Sáinz; el de mejor obra sobre Latinoamérica de un realizador no latinoamericano, para la coproducción entre Cuba y Polonia Escenas previas, de Aleksandra Maciuszek; y se concedió una mención al uruguayo-alemán El Bella Vista, de Alicia Cano. En la competición de guiones inéditos se impuso el cubano Ismael, de Carlos Enrique Machado; en la de carteles, el mexicano Apócrifo, de Roney Fundora; y en el apartado de obras en postproducción “Primera copia 2012”, Tanta agua, de Ana Guevara y Leticia Jorge, Rincón de Darwuin, de Diego Fernández Pujol, y La Gorgona, historias fugadas, de Camilo Botero. En cuanto a los premios paralelos, destacan el Fipresci de la Crítica para el mexicano Los mejores temas, de Nicolás Pereda, y el Signis y el premio Glauber Rocha para No, de Pablo Larraín. Algunas coproducciones españolas también resultaron galardonadas, como Elefante blanco, con una mención del premio Signis y con el premio Caminos; o la coproducción entre Chile y España Sibila, de Teresa Arredondo, con el premio concedido por los internautas del portal de la Fundación del Nuevo Cine Latinoamericano en la categoría documental.

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: